More

    Kek Lapis Sarawak: los pasteles geométricos de Malasia

    Publicidad

    Los Kek Lapis Sarawak son pasteles geométricos y son toda una tradición en Malasia ¡y vaya que son alucinantes!

    Cuando pensamos en pasteles seguramente nos imaginamos una torta gigante rellena de betún, fondant o crema pastelera.

    Pero en Malasia, sus pasteles tradicionales son un poquito diferentes, ahí los grandes decorados de betún pasan a ser olvidados para dejar bizcochos cuadrados sencillos con colores llamativos.

    De hecho este pastel es tan especial que incluso cuenta con indicación geográfica protegida, es decir que solo estarás probando un pastel geométrico si viene exlusivamente de Sarawak, Malasia.¿Interesante, no crees?

    Kek Lapis Sarawak: los pasteles geométricos de Malasia

    Kek Lapis Sarawak: los pasteles geométricos de Malasia
    Instagram @kitchenconfidante

    La magia de los pasteles de Malasia están en su interior y es que cuando cortas cada rebanada puedes ver hermosas figuras geométricas dibujadas en el pan. ¡Son alucinantes!

    Estos pasteles son conocidos como kek lapis Sarawak y son tradicionales de la región de Swarak.

    Estos pasteles son originarios de Indonesia, pero fue en la década de los 80 cuando llegaron a dicho país y desde entonces su popularidad creció rápidamente.

    Te puede interesar:

    Anteriormente estos pasteles solo eran cocinados para eventos importantes, pero ahora hay un kek lapis Sarawak en cada panadería de dicho país.

    Hacer uno en casa requiere grandes esfuerzos y (hay que decirlo) un arduo entrenamiento. Cada pastel puede tardar hasta 8 horas en hacerse debido a los elaborados diseños en su interior.

    ¿Cómo se hacen los kek lapis Sarawak?

    Kek Lapis Sarawak: los pasteles geométricos de Malasia

    Su nombre proviene de la palabra lapis en bahasa melayu, el idioma oficial de Malasia y significa capas.

    Y para hacer este pastel se debe tener en mente un diseño especial mucho antes de llevarlo al horno, de no hacerlo el resultado puede ser fatal, por eso los expertos sugieren tener ya diseñado un patrón en pluma y papel y después tomarse el tiempo para cocinarlo.

    Como su nombre lo indica, para poder hacer kek lapis Sarawak se requiere de una charola profunda en la que puedan hornearse capas y capas de pastel con colorantes artificiales. Por ejemplo puedes empezar con amarillo, verde, azul y terminar con un rosa intenso.

    Una vez que el pastel está listo, se saca de la charola y se empieza a cortar y pegar con un poco de lechera o mermelada para crear los diseños. Una vez que está listo se puede disfrutar con una buena taza de teh Tarik.

    El objetivo de este pastel geométrico es que el comensal pueda disfrutar de los complejos diseños mientras se termina su rebanada. De acuerdo con el jurado de The Great British Baking Show ¡es uno de los pasteles más difíciles de hacer! Este pastel es tan especial

    spot_imgspot_img

    LO ULTIMO

    NO TE LO PIERDAS