More

    Las personas con obesidad corren más riesgos ante el Covid-19

    Publicidad

    La pandemia por Covid-19 no cesa y ya cobró un millón de vidas, pero las personas con obesidad corren un riesgo aún mayor

    Las tasas de personas con obesidad siguen aumentando en Estados Unidos y su influencia en el Covid-19 es un problema científico delicado. Estudios recientes ha demostrado que las personas con sobrepeso son más susceptibles que las demás en sufrir episodios graves de la enfermedad.

    En los experimentos con células de animales y de seres humanos, se ha demostrado cómo el exceso de grasa puede desestabilizar el sistema inmunitario.

    En los experimentos con células de animales y de seres humanos, se ha demostrado cómo el exceso de grasa puede desestabilizar el sistema inmunitario.

    La obesidad también afecta más a las personas negras o latinas, las cuales corren más riesgo de contraer Covid-19 y fallecer por esta causa. Las personas con sobrepeso deben lidiar con un estigma constante relacionado con su apariencia y su salud, incluso por parte de los médicos.

    Otro estudio que no ha sido avalado por expertos, demostró que de 17 mil pacientes hospitalizados por Covid-19 en Estados Unidos, más del 77 por ciento tenían obesidad o sobrepeso.

    Te puede interesar: Qué daños causa el COVID-19 en el corazón

    Otra prueba de esto es un informe hecho por el Intensive Care National Audit & Research Centre de Reino Unido. En el se reveló que casi dos tercios de las personas que tienen complicaciones graves a raíz de Covid-19 padecen obesidad.

    Mientras tanto, una investigación publicada por el Hospital Infantil de México, revela que las personas que tienen obesidad presentan frecuentes alteraciones en su sistema inmune. Esto provoca que su sistema este constantemente comprometido a proteger y reparar el daño en las células causado por la inflamación.

    ¿Cómo afecta el Covid-19 a las personas con obesidad?

    La grasa, o el tejido adiposo pueden enviar hormonas y otras señales que hacen que se descontrolen las células que están cerca. “El tejido adiposo es muy activo”, comentó la viróloga del Hospital de Investigación Infantil Saint Jude en Tennessee, Rebekah Honce. La especialista es autora de un análisis reciente que describe la manera en que el metabolismo se entrelaza con la inmunidad. “No es un tejido que carezca de actividad”.

    Al parecer, uno de los efectos más poderosos de la grasa es reprimir la respuesta inmunitaria inicial del cuerpo para combatir el virus, lo que permite que el patógeno se propague sin control alguno.

    Al igual que muchas otras enfermedades que pueden agravar la Covid-19, el sobrepeso no tiene una solución inmediata.

    spot_imgspot_img

    LO ULTIMO

    NO TE LO PIERDAS