More

    Población de jaguares estaría en riesgo por Tren Maya, advierten activistas

    Publicidad

    Activistas e investigadores advierten que un total de dos mil jaguares están en peligro por la construcción del Tren Maya.

    La Alianza Nacional para la Conservación del Jaguar advirtió que un total de dos mil jaguares, de los cuales mil habitan en la reserva de la biósfera de Calakmul, se encuentran en riesgo por la construcción del Tren Maya.

    Gerardo Ceballos, presidente de la Alianza Nacional para la Conservación del Jaguar advirtió al titular del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (FONATUR), Rogelio Jiménez Pons que si el Tren Maya no respeta las medidas ambientales la especie protegida correrá mucho peligro.

    La Alianza Nacional para la Conservación del Jaguar se reunió con investigadores, ambientalistas y difusores de la ciencia de 25 instituciones del país donde concluyeron que el proyecto de la construcción del Tren Maya se tiene que apegar a la legislación ambiental.

    Te puede interesar: 60 mil tortugas captadas por un dron, lo único que necesitas ver para alegrarte

    Gerardo Ceballos pide que la obra del Tren Maya respete los límites de las áreas naturales protegidas federales, estatales y municipales, especialmente el Parque Nacional Tulum (Quintana Roo), las Reservas de la Biosfera Yum Balam y Sian Ka’an (Quintana Roo) y Calakmul (Campeche), y las áreas naturales protegidas estatales de Balam-Ku y Balam-Kin (Campeche), entre otras. 

    Gerardo Ceballos asegura que el trabajo de la Alianza ha logrado el incremento de la población del jaguar a nivel nacional, que pasó de 4 mil en 2010 a 4 mil 800 este año.

    La Alianza Nacional para la Conservación del Jaguar pide que los estudios de impacto ambiental deben ser especialmente rigurosos para verificar la factibilidad del proyecto, toda vez que la reserva de la biósfera de Calakmul, el hábitat natural del jaguar, es una de los tres pilares forestales más importantes que le quedan al país.

    La semana pasada se dio el banderazo a las obras.

    Para la planeación del Tren Maya se consideró reutilizar vías que ya existían, una decisión que permitió que las autoridades mexicanas evitaran hacer evaluaciones ambientales. 

    Te puede interesar: Catástrofe ambiental en el ártico por derrame de combustible

    Las evaluaciones ambientales no se hicieron ya que la ley contempla que como las vías fueron construidas antes de 1988, no están sujetas a la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente

    Los trabajos actuales en el Tren Maya únicamente cuentan como “rehabilitación y mejoramiento”, por lo que pudieron saltarse las normativas actuales.

    Sin embargo, las autoridades han aceptado que habrá algunos daños en el medio ambiente, pero que se contrarrestarán con programas dirigidos a recuperar esos recursos naturales.

    Puedes tener exclusivas en nuestra revista interactiva. Conócela y descárgala ya en Android o iOS

    Te puede interesar:

    spot_imgspot_img

    LO ULTIMO

    NO TE LO PIERDAS